El tag SHADOW de Farsens S.L. es un nuevo tag RFID pasivo con detector de luz. Estos tags son compatibles con lectores comerciales EPC C1G2. Incluyen una LDR capaz de detectar exposición a la luz u oscuridad.
 
El SHADOW tiene 96 bits de número EPC, un TID de 32 bits y el comando Kill protegido por contraseña. Se ofrece en formato PCB y está disponible en varios tamaños. Tiene un rango de lectura de hasta 1,5 metros y opera en un rango de temperaturas entre 30°C y +85°C (-22°F y +185°F). Estos tags detectores de luz están disponibles en varios tamaños y diseños de antena dependiendo de la aplicación a la que vayan dirigidos. Pueden ser embebidos en gran variedad de materiales tales como plásticos o cemento y también pueden incluir carcasas de protección IP67 o IP68 para su utilización en entornos agresivos. Se dispone de kits de evaluación.
 
El hecho de ser un detector totalmente pasivo hace que sea ideal para áreas de acceso complicado o restringido o aquellas en las que no se recomienda el uso de baterías. El SHADOW nunca necesitará un cambio de baterías, de forma que se ahorran los costes asociados al mantenimiento.
 
Los tags SHADOW se utilizan en aplicaciones de automatización donde la exposición a luz de los activos etiquetados varía a lo largo del proceso. Monitorizar dichas variaciones permite al usuario programar una serie de procedimientos basados en el tiempo/estado del proceso y el dato del detector. Generalmente se integran en lugares sellados en los cuales la exposición a luz es muy reducida o nula. La exposición a luz es un indicador de que una acción se está llevando a cabo o debe ser realizada, dependiendo de la aplicación en particular.
 
  > Más información en la página de Farsens